LA OTRA PERLA DEL GOBIERNO

Si algo ha quedado claro en estos días es que el gobierno nacional no ha tenido políticas para la educación, sino que ellas han surgido resultado de su apuesta económica a depender de los bancos internacionales, en sus préstamos y condicionamientos educativos.  


Uno de los mayores exponentes de la política del gobierno es la situación en que se encuentra la educación pública, sujeta ya a un largo proceso de deterioro programático y de recursos, aunque es en los últimos años que esta situación se ha agravado resultado de la profundización en las privatizaciones por parte de los gobiernos del Frente Amplio.
La razón es sencilla, bajo la “aureola” del cambio proclamada por los dirigentes del partido de gobierno y desde el Poder Ejecutivo se han llevado adelante, una amplia campaña de modernización que ha causado aun un más amplio deterioro.
La situación que hoy sube a la superficie es que cada vez más locales de enseñanza primaria y secundaria se han extendido condiciones edilicias deplorables, caídas de techos, falta de revoques, baños inapropiados que no funcionan para su volumen de uso, humedades de distinto tipo, falta de vidrios, locales que se inundan en fin la lista es muy larga de insuficiencias denunciadas por padres, familiares, profesores, maestros, o alumnos. Ello se ha agravado en forma inevitable, en nuestro país en los últimos años y en estos días, en el inicio de las clases se ha producido una verdadera eclosión de los problemas, donde todos los días, pasa que en algún centro de estudios se produce lo inevitable y es que surge el conflicto, pues no hay condiciones para la actividad docente.
Si algo ha quedado claro en estos días es que el gobierno nacional no ha tenido políticas para la educación, sino que ellas han surgido resultado de su apuesta económica a depender de los bancos internacionales, en sus préstamos y condicionamientos educativos. 
La historia ya casi ridícula, del Plan Ceibal incorporado por el gobierno del Dr. Vázquez, no ha solucionado problemas ni ha resultado ningún progreso, pues no puede desarrollarse la educación solamente incorporando herramientas tecnológicas nuevas, sin un plan económico global. Los resultados en materia educativa sobre los educandos son cada vez peores, y la consideración social de la educación pública en la sociedad uruguaya, se ha deteriorado notoriamente. 
La consideración del maestro o el profesor que corre con los problemas a diario y al mismo tiempo intenta subsistir económicamente es uno de los grandes problemas no resueltos por las actuales políticas de gobierno. 
También es muy evidente a esta altura de las circunstancias, que tanto los gastos a veces espectaculares y propagandísticos no alcanzan los resultados previstos, por las autoridades de gobierno, que han tratado el tema con asombrosa superficialidad y mediocridad. 
El proceso de reparaciones o de construcción de centros educativos no ha escapado del frenesí privatizador de las empresas que embolsan buenos dineros públicos, que cobran al estado, pero los resultados han sido nefastos. Todos los días se esfuerzan por mostrar y demostrar que el gobierno avanza, sin embargo la confianza en su gestión decae a pesar de los hermetismos de los dirigentes oficiales. 
Si algo ha quedado claro en todo este tiempo también es que la educación pública hoy continúa sin rumbo claro para su mejoramiento. Aun las generaciones futuros no tienen un futuro cierto por que el gobierno del Frente Amplio, no lo ha garantizado, siguiendo las políticas del FMI, el BID, o el Banco Mundial, que patrocinan la ignorancia y la lumpenización de las masas.
Esta es indudablemente una “perla” más del gobierno.

Deja una respuesta

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s