Crecemos y creceremos aún más en cantidad y calidad

SUMEMOS A LA LUCHA A LOS QUE NUNCA DEBIERON DEJARLA

Este cambio revolucionario solo podrá ser posible si no perdemos la paciencia y la ecuanimidad. Si no entramos en el terreno del insulto o la descalificación y nos mantenemos fieles a los conceptos tradicionales de la fundamentación.

Escribe Manuel Esmoris Piñeyro (*)

LA ALEGRÍA va por barriosdice un dicho popular, hoy parece que esta llegando al nuestro. Lo deja entrever los airados ataques que emiten los mas enfervorizados acólitos a los personajes de gobierno quienes defienden a capa y espada con los mas graneados insultos y
descalificaciones, mas no con argumentos y razones, el accionar de estos y los supuestos logros de su acción viendo en todos los demonios externos las causas de sus problemas. Si es fácil creer que la viga esta en nuestro ojo porque quien tiene la paja en el suyo la puso ahí. Como van a ser esos seres prístinos y ecuánimes los culpables de la desazón de su pueblo eso es solo culpa de los endemoniados radicales que van a lograr que vuelvan al gobierno los blanquicolorados esos que nos sojuzgaron por mas de 170 años y ahora no gobiernan pero tienen el poder pues son socios conniventes con los caudillos de la fuerza de gobierno (clase política como le dicen a los que tranzan a costilla de los demás).
Esta claro que hay que buscar algún cabeza de turco y si a la misma vez se puede blandir algún demonio mejor, porque todavía falta para las elecciones pero ya esta ahí la culpa de que vuelvan los blanquicolorados porque quienes no entienden lo difícil que es tener voluntad política de cambio insisten con que se realicen los conceptos históricos de la izquierda. Si se deben dejar de lado los principios y conceptos para evitar el renacer de la derecha, esa que vive y lucha porque la coalición de gobierno se encarga de permitírselo,
no realizando los cambios realmente necesarios para la transformación de la sociedad, no apoyando su acción en el pueblo militante, manteniendo los principios económicos que ellos sostenían y mas aun profundizándolos con su accionar, porque ellos no tienen en la vereda del frente a quienes antes luchaban contra esto, mas bien se desesperan por tenerlos bien adormilados con el miedo de perder la esperanza.
Pero algunos hemos perdido el miedo a la culpa, que por mas que sabemos que no es nuestra, ya no nos importa que se nos la endilgue, pues, como siempre, esta por encima de todo el bien común y no dudamos que este solo puede llegar con un cambio radical, con un cambio en donde lo primordial sea el ser humano por encima de todo y esto solo es realizable con el socialismo, no hay otra manera de hacerlo.
Ahora bien este cambio revolucionario solo podrá ser posible si no perdemos la paciencia y la ecuanimidad. Si no entramos en el terreno del insulto o la descalificación y nos mantenemos fieles a los conceptos tradicionales de la fundamentación. Y mantenemos la paciencia con aquellos que no logran aun ver las cosas como nosotros.
Esto significa ceder, no todo lo contrario. Ahora no debemos confundir agresividad y destrato con personalidad. Esta confusión nos quitara credibilidad ante quienes hoy están cada vez mas cerca de terminar la etapa de la negación para atrapar nuevamente el camino de la lucha, por esas ideas que nunca dejaron de estar en ellos, pero que el dominio de los sentimientos sobre la razón les nublo durante un tiempo.
Por esto debemos con paciencia y perseverancia hacer el trabajo de la gota de agua que con el tiempo perfora la roca. Se sabe que es difícil esperar, que como buenos izquierdistas no queramos que todo sea como nosotros creemos que debe ser, el punto, la coma y algo mas, que necesitamos nuestros 15 minutos de fama y que si no es como nosotros queremos lo vamos a discutir 200 veces hasta que sea así. Ahora la pregunta ¿esas
discusiones bizantinas son productivas o simple perdedero de tiempo que nos saca tiempo en la consecución de los objetivos primarios que son los que todos tenemos claros y estamos de acuerdo? 
Debemos dejar de discutir, no, pero debemos ser claros y no caer en el personalismo con el que muchas veces se ve la mata de pasto pero se pierde de vista el monte frondoso.
Muchos de nosotros priorizamos un aspecto que nos parece en un determinado momento el mas importante. 
Ahora bien, lo que sucede en ese momento es que nuestra visión se enfoca tanto en ese tema que perdemos la visión de conjunto y eso no nos permite razonar, que eso que para nosotros es tan importante, se solucionaría mucho mas fácil dentro del cambio total de la sociedad y sus bases. La eterna discusión del todo y las partes sin entender que las parte deben interactuar para conformar el  todo. He aquí porque el que no cambia todo no cambia nada. Eso significa destruir para luego construir no necesariamente. Eso significa tener la voluntad política y el respaldo de masa necesario para realizar el cambio económico social que nos debemos sin excusas vanas sin acomodar el lomo para estar bien con dios y con el diablo sin discursear lo que creemos que Juan pueblo quiere oír y haciendo lo que el capital necesita para sobrevivir y seguir sometiendo a Juan pueblo.
“…Mirad: del Uruguay en las espumas, del Uruguay querido, brota un rayo de luz desconocido que, desgarrando el seno de las brumas atraviesa la noche del olvido. semeja el fleco ardiente que colora la temblorosa estrella vespertina que el sueño de las tardes, ilumina. Es primero un albor… luego una aurora… luego un nimbo de luz de la colina; luego aviva, y se eleva y se dilata y, encendiendo el secreto de la niebla, en vorágine inmensa se desata…” ayudemos a desatar esa vorágine con el sudor de nuestro esfuerzo, sumemos a la lucha a todos los que nunca debieron dejarla para lograr la verdadera independencia en una sociedad de hombres nuevos. 
(*) Movimiento 26 de Marzo – Asamblea Popular Buceo Malvín
Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s